}); itemscope itemtype="https://schema.org/WebPage"> Bauhaus: Walter Gropius. | Arquinétpolis

Bauhaus: Walter Gropius.

Muy buenas amigos,  hoy es Viernes de Grandes Arquitectos y hoy toca hablar de uno de los más grandes Arquitectos de la historia contemporánea, se trata de alguien que pasó a la historia por el legado que nos dejó más que por sus obras en si. Se trata ni más ni menos que del alemán Walter Gropius. Walter Gropius nació en Alemania en 1883, estudió Arquitectura en Munich y Berlín, después de terminar la carrera se dedicó principalmente a elaborar diseños de reformas y ampliaciones, empezó a darse a notar porque su estilo era de estructuras muy finas y grandes superficies acristaladas (algo novedoso en esa época) y también sus trazos ortogonales y rectos. Estos serian más adelante los primeros lineamientos de un movimiento que hasta el día de hoy sigue causando tendencia y furor en el mundo: El minimalismo.

Sin embargo Walter Gropius no solo es recordado por esto, antes de la primera guerra mundial formó parte de un movimiento que se dio en Alemania que pretendía renovar la estética de la Arquitectura además de unir el arte con el diseño industrial. Al finalizar la guerra el Arquitecto ya era director de la escuela de artes y oficios alemana y decidió unirla con la escuela superior de bellas artes para formar una sola escuela que combinara la enseñanza de un oficio como tal pero de una forma más artística y elegante, decidió llamar a esta escuela “Bauhaus” y para ello elaboró un manifiesto que regiría la filosofía de esta escuela, gracias a esta frase aún a día de hoy se le sigue recordando a Walter Gropius y es “la forma sigue a la función”. Esto en su momento causó una verdadera revolución en el mundo de la Arquitectura ya que en aquel momento los cánones de diseño estaban mucho más cercanos a la Arquitectura clásica o a re-interpretaciones de estilos antiguos.

Otra parte de su manifiesto decía: “La construcción completa es el objetivo de todas las artes visuales. Antes, la función más noble de las bellas artes era embellecer los edificios ya que constituían componentes indispensables de la gran Arquitectura. Hoy las artes existen aisladas, los arquitectos, los pintores y los escultores deben estudiar de nuevo el carácter compositivo del edificio como una sola entidad. El artista es un artesano enaltecido.” Todo parecía ir bien en la escuela hasta que en 1934 comenzaron a recibir agresiones y ataques por parte del partido Nazi en parte porque no se sometían a las enseñanzas que querían imponer los nazis. Es por ello que ese mismo año Gropius abandonó Alemania mientras que la escuela sufrió cierres y cambios de sede durante aquella época, el se fue exiliado a Inglaterra donde estuvo viviendo durante aproximadamente 3 años para luego mudarse a los Estados Unidos, allí siguió desempeñándose más en el aspecto académico al impartir cátedra en algunas de las universidades más prestigiosas de Estados Unidos como Harvard por ejemplo. En Estados Unidos encontró muchos colegas europeos que también estuvieron en el exilio debido a la segunda guerra mundial, por esos años también se dio el movimiento conocido como “La escuela de Chicago”, este movimiento era una re-interpretación o continuación del movimiento iniciado anteriormente en la escuela Bauhaus que había fundado Gropius años atrás.

El estilo de Gropius refleja fielmente el estilo de la Bauhaus y podemos considerarlo entre los padres de la Arquitectura contemporánea y el minimalismo, sus edificios poseían un aspecto moderno y se atrevía a utilizar materiales que se salían en aquel tiempo del convencionalismo. Sus fachadas eran lisas y de líneas y muy finas y precisas además de que comenzó a prescindir de elementos ornamentales que de nada servían a los edificios, con el nació un nuevo estilo que revolucionó el mundo de la Arquitectura como lo conocemos hoy en día, finalmente Gropius murió en 1969 en los Estados Unidos a la edad de 86 años. Pues bien como podemos ver la influencia de Walter Gropius es algo que podemos verlo hasta nuestros días, su legado perduró más allá de su vida y es algo que las nuevas generaciones de Arquitectos debemos preservar en nuestros proyectos, más adelante les presentaré una galería con las obras más representativas de Walter Gropius, por hoy me despido no sin antes invitarlos como siempre a que se sumen a la comunidad del Blog en las redes sociales o a que se suscriban via mail al Blog. Nos estamos leyendo en futuras entradas, saludos.

2 Comentarios

  1. La historia de Gropius y la Bauhaus….¡Gracias!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Loading Facebook Comments ...
Veces Compartido